"Coburn", de Pablo García Naranjo

Título: "Coburn"
Autor: Pablo García Naranjo
Páginas: 222
Editorial: Tyrannosaurus Books


Ahora que tengo la sensación de que los bolsilibros vuelven al lugar donde se encontraban hace unos pocos años (es decir, absolutamente desaparecidos, a pesar del pequeño auge que unas pocas editoriales han querido darle en los últimos tiempos) la editorial Tyrannosaurus Books sigue diversificando sus formatos adecuándose a lo que cada novela requiera en cada momento.

En el caso que nos ocupa, "Coburn" de Pablo García Naranjo, hablamos de una obra que bien podría tener, llevada a la pantalla, la longitud de un capitulo de cualquiera de las series que todos seguimos actualmente. Para llevarlo a cabo, además, no necesitaríamos contar con un presupuesto elevado. Apenas contamos con un puñado de personajes, que entre secundarios y principales difícilmente llegarían a la decena y unos pocos lugares donde tienen lugar los hechos que podríamos reducirlos a una nave, un bar, un piso, un coche y poco más. Con estos mimbres tendríamos un buen producto o, lo que es lo mismo, la buena novela que tenemos entre manos.

"Coburn" es el nombre del protagonista de la historia. Un tipo duro, curtido en mil batallas contra mafiosos y delincuentes de toda índole que nuevamente se ve envuelto en un conflicto sin apenas esperárselo. Esto le conllevara huir de Nueva York a una nueva ciudad, no sin antes hacerse con un nuevo objetivo, encontrar a una joven que poco tiempo atrás huyo a su casa y, salvo una llamada telefónica, nunca ha vuelto a dar señales de vida. En esta novela, ademas de la resolución de esta trama y de conocer al propio Coburn, nos veremos envueltos en los trapos sucios de las snuff movies y la mafia que esta detrás no solo de su producción sino también de su distribución por las pequeñas salas que exhiben estos contenidos y para las que el autor nos da unas cuentas pinceladas.

Poco mas de doscientas páginas en la que nuestro personaje, un señor que cuenta sus peleas y cicatrices por cientos, se verá obligado a visitar Los Ángeles, en un viaje para el que Pablo García Naranjo no pierde el tiempo en detalles, llevándonos directamente a los bajos fondos de una ciudad clásica de las películas de acción y mafia de hace unas cuantas décadas y para lo que Coburn apenas contará con quince mil dolares, una fotografía de su objetivo y su amplia experiencia en tratar con criminales que, aparentemente, son personas de lo mas normales pero que resultan de lo mas depravados.

Policías corruptos, matones a sueldo, sexo y degeneración son los principales componentes de una novela que, aunque demasiado estereotipada en sus personajes, consigue lo que pretende: dar unas entretenidas horas al lector, con una trama tópica pero bien ejecutada situada en un mundo para el que esta novela apenas supone un retal de todo lo que se podría rascar. "Coburn" es un buen ejemplo de que, para conseguir una buena novela, no es necesario inventar nada y dar giros absolutamente inverosímiles, sino saber lo que quieres hacer y hacerlo lo mejor posible. Acabando con quien haya que acabar.  

Publicado por : Borja // martes, diciembre 15, 2015
Categoría:

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Con la tecnología de Blogger.