"El Escondite de Grisha", de Ismael Martínez Biurrun

Título: "El Escondite de Grisha"
Autor: Ismael Martínez Biurrun
Páginas: 256
Editorial: Salto de Página

Fue hace dos años ya, en la edición del año 2013 del festival Celsius de Avilés, cuando empece a oír hablar de Ismael Martínez Biurrun. Recuerdo, en lineas generales, la presentación a cargo de Cristina Macia donde ambos recorrieron brevemente la obra del navarro y, gracias a ella, me entró la curiosidad de comenzar a leerme sus diferentes novelas. Desde entonces hasta hoy, y de manera absolutamente anti cronológica he dad buena cuenta de "Mujer abrazada a un cuervo", "Un minuto antes de la oscuridad" y "Rojo Alma Negro Sombra", todas ellas con una sensación fantástica una vez concluidas.

Mi predisposición al comenzar "El Escondite de Grisha", por tanto, es absoluta. En más de un ocasión he comentado, tanto personalmente como en el blog, que este tipo de novela realista a la que se le agregan leves componentes fantásticos es, quizá, mi favorita. Pero si ademas esta escrita por Ismael ya sé que es, hasta el momento, seguro de que me va a gustar. Como no podía ser de otra manera, "El escondite de Grisha" vuelve a llevarme a las mejores evocaciones de la literatura y a disfrutar nuevamente como un enano de la obra que el autor propone.

Esta, su cuarta novela, nos trae como protagonistas a Olmo y a Grisha. El primero, nada mas dar inicio a su actividad laboral en una biblioteca publica madrileña, recibe los primeros mensajes indicándole la presencia diaria de un joven llamado Grisha. Éste, efectivamente, asiste todas las tardes al centro, sentándose contra una pared y apartado del resto de los compañeros de clase y de edad que van allí a terminar sus deberes o completar trabajos. En cuanto sus vidas se entrelazan en una sala de la biblioteca da inicio la verdadera trama de "El escondite de Grisha". Una trama de duendes, de criminales, de liquidadores, de secretos y espíritus.

Dos personajes a priori antagónicos de los que pronto comprobaremos que tienen mas cosas en común de las que uno y otro pudieran pensar. El bibliotecario, Olmo, tranquilo y con ninguna gana de meterse en líos. Grisha, nada menos que dos veces huérfano y aparentemente un joven con problemas en casa y con alteraciones en su actitud que pudieran ocultar problemas de fondo importantes. Sin embargo, lo que ambos ocultan así como los acontecimientos en casa del chaval termina dando con sus huesos de ambos en Ucrania, donde Ismael Martinez Biurrun nos llevara hasta las cercanías del mismísimo reactor numero 4 de Chernobil, donde tuvo lugar la tragedia a mediados de los ochenta.


"El Escondite de Grisha" vuelve a deleitarme con una historia que crece y crece mientras va dejando pinceladas de los secretos de unos y otros, en una adictiva historia con un final que, aunque quizá no esta tan a la altura, no evita poder decir que se trata de novela sensacional. Aunque hasta su publicación de "Un minuto antes de la oscuridad" con el sello Fantascy del grupo Ramdom House quizá haya muchas personas que no hayan conocido su obra, a ellos les recomiendo encarecidamente que echen un vistazo a sus libros previos donde encontraran, como mínimo, un resultado tan satisfactorio o más que el de su hasta ahora ultima publicación.

Curiosamente a mi ya solo me queda por leer la que fue su opera prima: "Infierno Nevado". Seguro que será una buena lectura para reconciliarme con el fantástico patrio cuando sea necesario.

Publicado por : Borja // jueves, septiembre 24, 2015
Categoría:

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Con la tecnología de Blogger.