"Fantasma", de Laura Lee Bahr

Título: "Fantasma"
Autor: Laura Lee Bahr
Páginas: 292
Editorial: Orciny Press

En su concepción, "Fantasma" comenzó siendo una de esas novelas que hace unos años se podían encontrar con facilidad en las diferentes librerías de nuestro país: Elige tu propia aventura. Al final de cada una de las páginas se te ofrecían las diferentes decisiones que podías tomar en función de lo que hubiera acontecido en lo leído en ese mismo instante. De esta manera, podías leer una y otra vez el libro y en ninguna de las ocasiones llegar al mismo final. La autora de la novela, Laura Lee Bahr, modificó este planteamiento hasta el punto de lograr una de las novelas más originales que he tenido oportunidad de leer en los últimos tiempos.

"Fantasma" plantea el mismo dilema de antaño en algunos puntos. ¿Lo coges o lo dejas? ¿Qué camino cojes, el de la derecha o el de izquierda?. Y, a diferencia de las novelas clásicas, aquí tendremos la oportunidad de explorar todas las opciones posibles, generando en nuestra mente todo el abanico de posibilidades y pensar en cual hubiéramos escogido nosotros y qué podría haber pasado de haber llegado a suceder. Es muy recomendable, dado el vaivén de los acontecimientos durante la lectura, encontrarnos con la mente preparada para ir creando el puzzle que se nos plantea. De otra manera, y al igual que con el famoso juego de las piezas, iremos cerrando áreas: pequeñas porciones de un amplio mural que hasta que no cerremos vamos a ser incapaces de ver en su totalidad.

Para poder llevar a cabo todo esto falta contar algo del argumento. La trama se sostiene en tres personajes fundamentalmente. El primero: tú mismo. O sea, el propio lector, el cual se encarna en Richard, un aspirante a músico que comienza a detectar alteraciones en su nuevo piso. El segundo, Simon, un intrépido periodista en busca de la verdad de un asesinato. Finalmente, Sarah, la autentica protagonista que en realidad es el fantasma de la novela y que se mueve continuamente entre lo real y lo irreal. Con los diferentes retales de estos tres personajes, "Fantasma" va tejiendo su historia en una trama adictiva, muy fácil de leer una vez superado en impacto inicial de encontrarte ante algo diferente al arquetipo habitual, y que deja con muchas ganas de más una vez terminas las nada menos que trescientas páginas del libro.


El narrador fluye de manera absolutamente natural tanto cuando se dirija a ti, al lector, como cuando cuenta lo que sucede con los otros dos personajes. "Fantasma", como decía al inicio, es para mí la experiencia lectora más apasionante de los últimos tiempos. Cuando lees la sinopsis es difícil llegar a comprender hasta que punto te vas a integrar en un apasionante viaje de decisiones y bifurcaciones entre la imaginación y lo real, en esa franja que separa de manera ínfima esos territorios. No dejes pasar "Fantasma", léela, pero recomiendo hacerlo dispuesto y con la mente al cien por cien disponible. Y, aunque no sea así, cuando termines seguramente quieras como me paso a mi recuperar buena parte del inicio de la novela para seguir encajando piezas. 

Como si de un puzzle infinito se tratara.  

Publicado por : Borja // viernes, julio 10, 2015
Categoría:

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Con la tecnología de Blogger.