Novedad: "El Final del Duelo", de Alejandro Marcos Ortega

A lo largo de este mes con el que comenzamos el nuevo año llegan a las librerías las primeras novedades de la recientemente creada editorial Orciny Press (que proviene de la librería especializada en géneros fantásticos Orciny Books) y que, según sus propias palabras, "pretende hacer de los márgenes de la literatura especulativa su seña de identidad". Tenéis mas información en su página web, http://www.orcinypress.com/.

El primero de estos lanzamientos es "El Final del Duelo", escrito por el madrileño Alejandro Marcos Ortega y que podéis encontrar en la web de la editorial junto a su ebook (sin DRM) a un precio de 14,95€.

La vida de Saúl sufre un repentino cambio cuando se ve obligado a hacerse cargo de Jero, el hijo de su amigo Isaías muerto en extrañas circunstancias. Para mantenerlo cerca y evitar que se tome la justicia por su mano, decide ofrecerle un puesto en su equipo de luchadores. El joven resultará ser tan buen combatiente como ingobernable. El choque entre ambos les llevará a enfrentarse a su propio pasado mientras tratan de descubrir quién mató a Isaías, por qué lo hizo y por qué trata la Federación de evitar que resuelvan el crimen. Al mismo tiempo deberán trabajar codo con codo para llegar a competir en las justas del torneo de Ferro, el más importante de la temporada.
Gracias a una voz narrativa muy poco frecuente en los géneros fantásticos, Alejandro Marcos Ortega consigue hacer partícipe al lector desde la primera página de las vivencias de Jero e Isaías, en una historia llena de violencia, silencios y misterio en un mundo en el que la magia es un deporte popular situado en la frontera entre la vida y la muerte. 
El final del duelo es una novela para aficionados a la fantasía urbana que buscan una historia adulta que les hable directamente y les lleve a reflexionar sobre su propio pasado y sus propias decisiones.

Prólogo de Inés Arias de Reyna.

Publicado por : Borja // jueves, enero 15, 2015
Categoría:

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Con la tecnología de Blogger.